Saltar a contenido principal

Revista Haroldo

Diálogo con el pasado y el presente

Hijos: los 70, mis viejos y yo

Contra alguna noción simplificadora, o la mera victimización, no existen “los hijos de los setentistas”, desaparecidos o no, uniformados en un retrato-robot. Existe el mundo de cada hijo, la mirada, la vivencia, los conflictos de cada uno de ellos con los imaginarios del pasado, y de sus padres. Esta sección se propone ceder la palabra y la memoria a ellos –hace tiempo la vienen tomando- porque es distinta, porque ilumina, porque humaniza. Es la historia supuestamente conocida contada desde otro lugar. Un lugar que –por pedido expreso de Haroldo a los autores de estas notas, y de las que seguirán- queda más cerca del alma que de la consigna.